Calero, un portero inolvidable

EL UNIVERSAL

Ciudad de México.- A seis años de su muerte, el símbolo que una vez defendió la portería de los Tuzos del Pachuca, hoy es recordado en el Día Internacional del Portero.
Previo al duelo de la Jornada 15 entre Pachuca y Santos, los jugadores del cuadro hidalguense se retrataron cada uno con un jersey del histórico arquero Miguel Calero. Día especial para la familia del colombiano, quien siempre será recordado por dos motivos los 14 de abril.
El 14 de abril de 1971, Miguel Ángel Calero Rodríguez nació en Ginebra, Valle del Cauca, un municipio ubicado en Colombia, fue aquí donde dio sus primeros pasos como arquero colaborando para el Club Real Independiente.
Luego de un encuentro entre el Real Independiente y la Escuela de Fútbol Carlos Sarmiento Lora, Calero fue vendido a esta última, lugar donde a tan sólo a sus 15 años de edad, el guardameta pronto se pelearía la titularidad entre jugadores como Faryd Mondragón y Oscar Córdoba, futuras estrellas del balompié colombiano.
Posteriormente, luego de recibir el apoyo de Reynaldo Rueda, ahora Entrenador de la Selección de Chile, debutó profesionalmente con el Sporting de Barranquilla, equipo con el que se ganó el apodo de “El Show” o “El Cóndor”, por su particular forma de atajar los balones y salir a defender la portería.
Después de ello, paso por el Deportivo Cali, Club con el que obtuvo un título en el año 96, tras 22 años de sequía de trofeos del Calli.
Tras conseguir ello, fue traspasado al Atlético Nacional, registrando la transacción entre clubes más costosa en la historia del futbol colombiano por un millón 300 mil dólares.
Su paso por el Atlético lo llevó al futbol mexicano, donde fue adquirido por el Club Pachuca. Con los Tuzos se convirtió rápidamente en el ícono del equipo por sus espectaculares atajadas, sus temerarias salidas, la seguridad de defender sus tres postes.
De esta forma, ganó con el cuadro hidalguense cuatro títulos nacionales (invierno 2001, apertura 2003 y clausura 2006-2007) y seis internacionales (Copa Campeones CONCACAF 2002, 2007, 2008,2010 y Copa Sudamericana 2006 y Súper Liga Americana 2007).
Con su selección, disputó seis copas América, quedando campeón en la edición 2001, ya como nacionalizado mexicano también obtuvo récords personales, como ser el jugador con más encuentros disputados en nuestro país con 395.
Calero, quién este sábado habría cumplido 47 años de edad, tras su fallecimiento el 12 de diciembre del 2012, sigue siendo recordado por sus fans y amigos como el mejor de los arqueros que han llegado al balompié azteca.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*