Historia de los Mundiales: cuando Dinho tocó el cielo y el infierno

EL UNIVERSAL

Ciudad de México.- Pocos fueron los momentos en que Ronaldinho no destacó en un partido de futbol; sin embargo, este martes recordamos, a 16 días de la Copa del Mundo de Rusia 2018, el día en el que el brasileño pisó el cielo y el infierno en el mismo encuentro.
Eran los Cuartos de Final del Mundial de Corea-Japón 2002, Brasil enfrentaba a su similar de Inglaterra de la justa mundialista con un “trabucazo” que contaba con figuras como Dida, Lucio, Roberto Carlos, Rivaldo, Ronaldo y el siempre mágico, Ronaldinho Gaucho.
En uno de los partidos más esperados del torneo, el “Niño Maravilla”, Michael Owen, abrió el marcador en favor de los europeos al minuto 23; sin embargo, la “Canarinha” respondería con un gol de Rivaldo al 50′ y daría la vuelta con el golazo de Ronaldinho en tiempo de compensación. “Dinho” disparó desde la banda derecha en una jugada a balón parado, colocando el esférico en el ángulo superior derecho de la portería que defendía Seaman.


Tan sólo dos minutos después de la anotación, el atacante fue expulsado por el árbitro mexicano Felipe Ramos Rizo después de dejarle los tachones a Danny Mills en el medio campo. Ronaldinho vio la tarjeta roja que lo marginó de las semifinales, que no evitarían que tuviera minutos en la final de la Copa del Mundo frente a Alemania donde los sudamericano levantaron su quinto título Mundial.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*