Argentina, un campeón con muchos años de ayuno

AGENCIAS

Ciudad de México.- Luego de 32 años sin ganar una Copa Mundial de futbol y en busca de revancha tras llegar a la final en su última participación, la selección de Argentina parte entre las favoritas en Rusia 2018.
Con dos títulos del mundo en su historia, en Argentina 1978 y México 1986, la “Albiceleste” participará por decimoséptima ocasión en la justa mundial y de la mano del astro Lionel Messi buscará su tercera corona.
Fue en Uruguay 1930 cuando el cuadro sudamericano comenzó su participación en mundiales y jugó la final en el estadio Centenario, pero el anfitrión lo goleó 4-2 para quedarse como subcampeón; cuatro años después, en Italia, quedó fuera en primera ronda.
Luego de tres ausencias volvió en Suecia 1958 y Chile 1962, pero quedó fuera en primera ronda; en Inglaterra 1966 llegó a cuartos de final, se ausentó de México 1970 y en Alemania 1974 se quedó en segunda ronda.
La “albiceleste” logró su primer gran éxito mundialista en 1978, pues como local levantó el título de la Copa del Mundo de la mano de jugadores como Mario Kempes, Osvaldo Ardiles y Daniel Passarella.
En primera fase venció por idéntico 2-1 a Hungría y Francia, y aunque cayó 1-0 con Italia, accedió a la segunda ronda, donde comenzó con un 2-0 ante Polonia y una igualada sin goles con Brasil, por lo que se jugaría todo con Perú, al que debía golear.
Tras imponerse 6-0 en una polémica victoria, Argentina se jugó el título en el Monumental ante Holanda, al que superó 3-1 con doblete del “Matador” Kempes, el segundo en tiempo extra, y un tanto más de Daniel Bertoni.
En España 1982 se quedó en segunda ronda, pero en México 1986 volvió a levantar el título, ahora de la mano de Diego Armando Maradona, quien se consagró como uno de los mejores futbolistas de la historia.
Tras una primera fase invicto, el selectivo argentino eliminó 1-0 a Uruguay en octavos de final, 2-1 a Inglaterra en “cuartos” con la “Mano de Dios” y el “Gol del siglo” de Maradona incuidos; superó 2-0 a Bélgica en semifinales y 3-2 a Alemania en la final, para levantar el trofeo en el estadio Azteca.
Después vinieron años de altibajos para el equipo, pues así como perdió la final en Italia 1990 se quedó en octavos en Estados Unidos 1994, en cuartos en Francia 1998, fracasó en fase de grupos en Corea-Japón 2002, y llegó hasta cuartos de final en Alemania 2006 y Sudáfrica 2010.


Con Lionel Messi ya consagrado como uno de los mejores futbolistas del mundo e incluso de la historia, Argentina llegó a Brasil entre los favoritos y alcanzó la final, pero fue superada en tiempo extra por Alemania para quedarse de nuevo en la orilla.
Así, luego de 32 años desde su último título y con Messi prácticamente en su última justa del orbe al máximo nivel, Argentina repite entre los favoritos, ubicado en el Grupo D y con Islandia, Croacia y Nigeria como primeros rivales en Rusia 2018.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*