Leyendas de los Mundiales: el primer jugador con lentes

EL UNIVERSAL

Ciudad de México.- Son muy pocos los jugadores que han usado gafas en la historia del futbol, algo que en estos tiempos parece impensado. El futbolista más popular ha sido sin duda Edgar Davids, histórico holandés que disputó dos Copas del Mundo. Pero Davids no fue el primero. En el segundo Mundial de la historia, Italia 1938, el suizo Leopold Kielholz se convirtió en el primer futbolista en usar lentes en una copa del mundo.
Nacido en Basilea, Suiza, el 9 de junio de 1911, Kielholz empezó su carrera de futbolista en el Old Boys. Pasó por el Black Stars, el FC Basel, el Servette de Ginebra, el Berna, el Stade de Reims, el Saint Gallen y la Juventus de Zúrich. Pero donde más destacó, fue con su selección.
“Poldi” tenía una vista muy pobre y no podía jugar sin sus anteojos, por lo que le puso a sus monturas unos cristales de seguridad y así, pudo disputar la primera copa del mundo del país helvético, además de que marcó el primer gol en la historia de Suiza.
Ante Holanda marcó dos goles (el resultado final fue de 3-2 para Suiza), y días después, volvería a marcar ante Checoslovaquia en Turín, pero Suiza perdió 3-2 y quedó eliminada.
Kielholz jugó 17 partidos con el conjunto europeo y marcó 12 goles, considerado como uno de los mejores jugadores de Suiza en la primera década del Siglo XX. Fue seleccionador nacional en dos ocasiones y tuvo una brillante carrera como entrenador, hasta que falleció en 1980, a los 69 años.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*